viernes, noviembre 13

Segunda girita binacional


Miércoles 18 de noviembre:

8:25, Ysleta Independent School District, El Paso, Tx.

13:30, Departamento de Lenguas de la Universidad de Texas en El Paso.

19:00, Cafebrería S&L de Ciudad Juárez, Chih.


Si no lo hace uno, ¿quién? La próxima semana, Hulk y el Pesina estarán en Ciudad Juárez y en el otro lado, haciendo lo de todos los días: diciendo bestialidades y leyendo. Puesto que de eso se trata, cuelgo aquí una nota que encontré en el blog de Javier Hernández Quezada, "El reino del espanto". Por supuesto sin su permiso.



"Yo no sé que diablos ha pasado con los escritores norteños, o con aquellos que se han arrimado a esta humilde "casa de orates", al dar fe de su vocación; no lo sé ni me interesa, la verdad; pero lo que sí me consta, siendo realista, es que algo ha cambiado de un tiempo para acá, en lo que toca a sus intereses, y que, lo reconozco, evidencia nuevos enfoques, tratamientos y abordajes. En fin, lo que quiero decir es que escritores como Julio Pesina, me parece, tienen una premisa muy clara: romper con las ataduras espaciales o geográficas que se han establecido con el entorno, en virtud de compartir un tipo de literatura más cercana e intensa que revele lo fundamental: o sea, la experiencia del sujeto, la experiencia crítica, que no está determinada por el contexto en el que se desarrolla y se desenvuelve todos los días. Así, con novelas como la suya, me queda claro que el asunto va por otro lado, y que ya va siendo hora de que quienes nos dedicamos a las labores de la crítica comencemos a señalar los paradigmas de una nueva historiografía, en la que no habrá de importar, como parámentro, ese criterio malhabido que es el del "centralismo" y su determinación formal, y conceptual. Culpable de nada, en tal dirección, refiere los aspectos importantes de una literatura diferente, postnacional, cuyos referentes no son geográficos sino, muy particularmente, existenciales. Volcada de lleno a representar la lógica de la vida íntima en los tiempos modernos, plantea un díptico sexual en el que el erotismo no existe, y los cuerpos de los individuos están ahí, en lo exclusivo, para ser magullados. Muy heavy".

No hay comentarios.: