lunes, febrero 5

Jeepeando por Victoria

Hace tres días que llueve. Menos que eso, en realidad, les faltaba a las calles para convertirse en lo que se convirtieron. Juro que no quiero ir a trabajar mañana. No lo soportaré, no. Pero tampoco podría estar encerrado un día más. "Al mal tiempo buena cara", nos han dicho tantas veces los resignadizos (¿existe esta palabra?) y las mismas veces los hemos mandado al demonio. No esta vez; ahora mis amigos y yo quisimos ser optimistas y, ya que contamos con vehículos doble tracción, estamos organizando una ruta bastante arriesgada a la que llamaremos "Jeepeando por Victoria". ¿Que dónde? Pues en el centro de la ciudad, dónde va a ser. Dense una vuelta por ahí y verán que ha quedado perfecto para este propósito.

No hay comentarios.: